19 oct, 2018

¿Cómo prevenir el cáncer de mama?

Publicado Por: FHF FARMACIA Farmacia Online En: Actualidad Comentario: 0 Golpear: 97
¿Es posible prevenir el cáncer de mama? En FHF Farmacia Online queremos darte algunos consejos para ello.

El cáncer de mama representa en la actualidad el tumor más frecuente entre las mujeres occidentales. En España, según un estudio realizado por la Asociación Española contra el Cáncer, las mujeres afectadas por este tipo de tumor suponen un 0,12% de la población total de mujeres de más de 15 años de edad, lo que supone que una de cada 8 mujeres tendrá cáncer de mama a lo largo de su vida.

Toda mujer quiere saber qué puede hacer para disminuir el riesgo de padecer cáncer de mama y sabemos que algunos de los factores asociados al cáncer de mama, tales como el sexo, la edad, la genética o la raza no se pueden cambiar. Sin embargo, otros como el sobrepeso, la falta de ejercicio, fumar y no ingerir comida saludable, se pueden cambiar tomando las decisiones correctas.

El cáncer de mama no se puede prevenir, sin embargo, tomar precauciones en aquellos factores en los que si podemos influir reducirá el riesgo de padecer cáncer de mama. Por tanto, debemos hacer todo lo que esté en nuestra mano para prevenir en la medida de lo posible su aparición.

A continuación, os explicamos y damos algunas pautas de las acciones a seguir para reducir al máximo los riesgos de sufrir cáncer de mama.

Tener hijos reduce el riesgo de sufrir cáncer de mama

Diversos estudios han demostrado que aquellas mujeres que tienen hijos presentan un riesgo menor a tener cáncer de mama. Sin embargo, podemos realizar un análisis más profundo de cómo afecta el embarazo a las posibilidades de sufrir cáncer de mama si nos detenemos en la edad en la que se gesta el embarazo. Y es que en aquellas mujeres embarazadas que superan los 35 años, el riesgo de sufrir cáncer de mama es mucho mayor que en aquellas que deciden tener hijos en edades más tempranas.

El periodo de lactancia también puede influir positivamente en el riesgo de sufrir cáncer de mama. Sin embargo, en este caso debemos apuntar que los periodos de lactancia deben ser prolongados (12 meses como mínimo) pudiendo reducir el riesgo hasta en un 4,3% por cada 12 meses de lactancia.

Cuidado con los tratamientos hormonales para la menopausia

La terapia hormonal para la menopausia es un tratamiento que el médico puede recomendar para aliviar los síntomas comunes de la menopausia y, también, para prevenir cambios biológicos a largo plazo, como la disminución de masa ósea de nuestros huesos. Estos tratamientos hormonales, en otro tiempo muy aconsejados por su eficacia relativa en la mejora de sus síntomas, ahora no son tan aconsejables ya que se estima que el riesgo de sufrir cáncer de mama se eleva hasta en un 83% en aquellos casos en los que dicho tratamiento es prolongado.

Se ha podido demostrar mediante estudios epidemiológicos, que el uso de tratamientos hormonales sustitutivos durante la menopausia se asocia a un incremento del riesgo de padecer cáncer de mama. El descenso de número de mujeres que reciben este tipo de tratamientos sustitutivos ha coincidido con un descenso proporcional en el número de casos nuevos de cáncer de mama. Por tanto, evite el tratamiento hormonal sustitutivo tras la menopausia. Solamente en las mujeres sin antecedentes de cáncer de mama y con síntomas menopáusicos severos se puede valorar la realización de un tratamiento hormonal sustitutivo a dosis bajas y durante el menor tiempo posible.

Cuidar la dieta y realizar ejercicio físico de forma continuada reduce el riesgo de sufrir cáncer de mama

Tener y respetar una dieta equilibrada, donde la fibra en forma de frutas y verduras sea la protagonista, reducen los riesgos de padecer cáncer de mama. De la misma manera, el consumo de alcohol está desaconsejado, ya que incrementa el riesgo de sufrir cáncer de mama en un 1,5% si se consumen de 2 a 5 bebidas alcohólicas al día; también hay que evitar las dietas ricas en grasas saturadas (de origen animal) principalmente en mujeres posmenopáusicas.

En definitiva, evitar la obesidad, sobre todo en aquellas mujeres que ya hayan pasado su periodo menopáusico, debe ser un objetivo fundamental si quieren reducir al máximo el riesgo de sufrir cáncer de mama. Para ello, la realización de ejercicio físico es muy recomendable.

Pese a existir factores que escapan de nuestro control, desde FHF Farmacia esperamos que seguir todos estos consejos sirva para que todas aquellas mujeres que teman sufrir alguna vez esta terrible experiencia queden más aliviadas de que están haciendo todo lo que tienen en su mano para evitarlo.

Comentarios

Deje su comentario